NAZARÍ

Sígueme en Instragram @lalibreriadeAndreu

Hoy os vengo a comentar un magnífico libro que leí en una lectura conjunta organizada por Club de lectura Novela Histórica, que ha contado con la participación del autor Mario Villén Lucena, se trata de Nazarí, su última novela

Si os gusta la novela histórica y sois de los que leéis las sinopsis, esta os dejara con unas ganas enormes de leer el libro:  LA FUNDACIÓN DE UN REINO DE LEYENDA EL NACIMIENTO DE UNA DINASTÍA MÍTICA.  Alarcos, 1195. El ejército musulmán ha derrotado a las tropas lideradas por el rey castellano Alfonso VIII. La alegría es doble para Asquilula, naqîb andalusí: vuelve a casa victorioso y ese mismo día sabe del nacimiento de su primer nieto: Muhammad bin al-Ahmar. Corren tiempos convulsos en la península ibérica, dividida política y culturalmente. En el norte, los reinos cristianos luchan entre sí; en el sur, musulmán, tampoco reina la unidad. Serán años de batallas y muertes, traiciones y compromisos, treguas y pactos salpicados con algaradas e incursiones a uno y otro lado de la frontera. Son tiempos duros en los que la vida pende de un hilo. Y será en esos años cuando Muhammad bin al-Ahmar, desde su Arjona natal, se convierta en un fiero cegrí que luchará incansable en la frontera con Castilla. Aclamado como sayj, encabezó la lucha de su pueblo por sobrevivir ante los constantes ataques de los reinos cristianos, llegó a ser nombrado emir y reunió bajo su mano los restos de al-Andalus tras las Navas de Tolosa. Teniendo como enemigos a sus propios correligionarios y, al norte, al firme y decidido rey Fernando III el Santo, construyó no sólo un reino, sino una nueva dinastía, la nazarí, para gloria de al-Andalus y de la Historia. Y en su camino nunca estuvo solo… Es ésta una novela histórica de batallas, de conflictos políticos, de diplomacias y argucias, pero también de amores, amistad y esperanza. Una novela centrada en uno de los períodos más convulsos de nuestro pasado, la Reconquista, pero vista como nunca antes, desde la mirada andalusí. Una novela, en definitiva, sobre un personaje de leyenda.

¿Qué me ha parecido el libro?:

Es una historia muy original, ya que la mayoría de las novelas de la época de la reconquista se cuentan desde el punto de vista de los cristianos, mientras que Nazarí se narra, básicamente, desde la perspectiva musulmana.

Es una novela, completa y compleja, que nos relata el nacimiento del emirato de Ganada, desde el nacimiento del que fue el primer emir, hasta la consolidación del emirato. Pero también nos deleitamos con otros sucesos que ocurren en ese periodo, ya sea en el bando musulmán, como en el bando católico.

Dos grandes personajes son los protagonistas principales de la novela: Muhammad y Fernando III, uno en cada bando, aunque los bandos como tales no existían en esos momentos de la historia, no estaban “unificados”, ya que hubo guerras de cristianos contra cristianos, musulmanes contra musulmanes y musulmanes contra cristianos. Ambos personajes tuvieron unos grandes consejeros, Asquilula el abuelo de Muhammad y Berenguela la madre de Fernando III de Castilla, que desde la cuna les educaron y guiaron para que llegaran a ocupar un puesto en la historia, sin ellos la etapa de la reconquista hubiera sido diferente.

En definitiva una lectura muy didáctica e interesante, narrada de forma ágil, con una prosa sencilla y directa, de no me ha defraudado. Esperaba mucho de la novela y he obtenido eso y mucho más.

La portada representa a Muhammad, y en ella hay tres elementos curiosos: la inscripción que aparece en el escudo es el lema de la dinastía Nazarí: “Sólo Dios es vencedor”; el color del fajín es el rojo ya que era el color oficial de la dinastía ya que Al-Ahmar significa el rojo; y el tercero es un guiño del autor, ya que la espada no es de la época es posterior y en concreto de Boabdil, el último rey Nazarí.

Cosas que me gustan del libro:
  • La historia te empuja a complementar la lectura con documentación extra, y al ser una lectura conjunta con la participación del autor, hemos tenido información complementaria
  • Aunque durante el periodo que dura la novela, dos batallas marcaron el futuro de la reconquista, el autor no se explaya en ellas, solamente las pone en contexto para que seamos conscientes de su importancia.
  • No hay capítulos, la historia se agrupa alrededor de los hechos, que son narrados por los protagonistas
  • Libro muy didáctico, pone mucho énfasis en diferenciar las diferentes facciones musulmanas y las discrepancias que tenían.
Cosas que no me gustan tanto, para poner un pequeño contrapeso:
  • Algunos protagonistas tienen más de un nombre, y se usan todos, lo que descoloca un poco, hasta que no conoces bien a todos los personajes
Frases para recordar:
  • Un hombre debe mantenerse a si mismo. Si tiene tierras tiene que saber trabajarlas
  • Si no trabajas tu tierra, ¿quién esperas que la trabaje?
  • Desde que nacen los cristianos tienen un objetivo: mover la frontera hacia el sur. Viven para la guerra, nosotros no.
  • El placer es una envoltura que hace más dulce la necesidad.
  • Mis hijos me hacen viejo. No son los hijos, son los años que pasan rápidos para todos
  • El martillo de un herrero no forja la espada de un solo golpe
  • Eras un buen muchacho y te has convertido en un buen hombre
  • La espada hace al emirato, las letras lo mantienen
  • Incluso el más poderoso de los varones, sucumbe ante un rostro hermoso de mujer
  • Si es dulce, el brebaje se traga mejor
  • La vida es una larga noche en la que se suceden las pesadillas y los sueños dulces
  • La guerra es como el ajedrez, a veces hay que perder una pieza para gananr la partida.
  • Hazlo bien, o no lo hagas

Sobre el autor:

Escritor y funcionario de Administración General del Estado español, Mario Villén Lucena nació en la localidad de Pinos Puente en el año 1978. Se licenció en las carreras de Ciencias Políticas y Sociología en la Universidad de Granada, para poco después empezar a trabajar para el estado.

Su carrera como escritor comenzó escribiendo relatos cortos, los cuales le llevaron a ganar algunos premios en diferentes certámenes españoles, como el VII Premio de Literatura Infantil y Juvenil Ciudad de Andújar en el año 2003 o el XXIII Certamen Literario Castillejo-Benigno Vaquero de Pinos Puente.

Como autor de novela ha escrito tres libros: 40 días de fuego, una novela sobre el saqueo vikingo de Sevilla en el siglo IX, El escudo de Granada, sobre los últimos años de reino Nazarí y Nazarí, sobre el nacimiento del emirato Nazarí de Granada.

Resumen del libro (contiene spoilers, si continúas leyendo no te quejes):

Año 1195, año de la batalla de Alarcos entre Asquilula y Alfonso VII, ganada por los almohades, nace Muhammad bin Al-Ahmad, nieto de Asquilula y futuro emir

A pesar de que los cristianos y los almohades están en tregua, hay muchas algaradas para debilitar el bando contrario. En 1204 los caballeros de Salvatierra atacan y queman la rábita de Arjona y amenazan con ir más al sur y recuperar las tierras que perdieron en la batalla de Alarcos.

Después de muchos años con continuas algaras cristianas, el califa Al-Nasir rompe la tregua el verano del 1211, cruzando el estrecho con un gran ejército. Después de dos meses de sitio, cae el castillo de Salvatierra. El rey de Castilla pide ayuda a todos los reinos cristianos de la península, e incluso le pide al Papa que declare una cruzada.

Los dos ejércitos se encuentran en Mesa del Rey, después de una batalla cruenta, la de las Navas de Tolosa, la victoria se decanta del lado cristiano.

En enero de 1214, Al-Nasir, el califa que perdió en Navas de Tolosa, muere en Marrakech, envenenado por su visir, dejando como heredero a su hijo de 15 años. A finales del mismo año muere Alfonso VIII, dejando a su hermana Berenguela regente de su hijo Enrique, de tan solo 10 años de edad. Es una época de bonanza, ya que tras la muerte de Alfonso se firmaron treguas.

Primavera 1216, han pasado dos años, durante los cuales Asquilula ha entrenado a sus hijos y a sus nietos para que sean soldados. Corre el rumor de que cerca de la frontera hay ganado cristiano poco protegido y deciden montar una algara para atacarlos la forman cinco soldados y ocho arjonenses. Resulta que es una emboscada preparada por cinco calatravos, se produce el encuentro y al principio parece que se impondrán los calatravos, pero los hijos y los nietos de Asquilula, en especial Muhammad luchan bien y la superioridad numérica acaba imponiéndose.

A pesar de las bajas en su bando, los arjonenses lo consideren una victoria, con un buen botín, los cinco caballos y todas las armas de los caballeros.

Un calatravo, sobrino de uno de los cinco caballeros muertos se acerca hasta Arjona para dejar clavado en la puerta un pergamino jurando venganza para los cinco muertos. Esto hace que el alcaide decida aumentar la guarnición.

Muhammad es descubierto cuando sale de visitar a Farad, por suerte es su amigo Hadi que se da la vuelta para simular que no ha visto nada.

El mismo calatravo que fue a Arjona, forma parte de un grupo de calatravos y colonos que quieren fundar una colonia más cerca de la frontera.

Finalmente, en la primavera de 1217 Muhammad se casa con su prima Farah

Por la misma época a Enrique I de Castilla le cae una teja en la cabeza cuando estaba jugando con otros niños en el patio del palacio del obispo de Palencia, donde vive con otros hijos de nobles. No ha sido un accidente, ha sido un atentado orquestado por su hermana Berenguela

Un pastor encuentra por casualidad la nueva colonia, es amigo de Muhammad, cuando vuelve a Arjona se lo explica y deciden montar una algara. 32 hombres salen de Arjons, más o menos la mitad están entrenados para la lucha. Un par de días más tarde encuentran la colonia y la atacan, los ocho calatravos producen una gran mortandad, aunque ellos también van cayendo. Al final, cuando solo quedan dos, huyen hacia la nueva Calatrava, entre los arjonenses solo han sobrevivido quince, los quince mejor preparados. Han obtenido una gran victoria, pero a un precio muy elevado.

Enrique I finalmente muere, su hermana Berenguela hace traer a su hijo que estaba en Leon, y consigue ser proclamada rey en Valladolid, y en el mismo momento cede el reinado a su hijo Fernando de 26 años. Este para ser proclamado rey, se compromete ante la asamblea no modificar ningún fuero hasta que cumpla los 20 años.

Mientras en Castilla Fernando III se consolida como rey al apresar a Álvaro Núñez de Lara, en Arjona Farah le da una hija a Muhammad

Álvaro se va a León, donde cuenta con el apoyo de Alfonso IX. Pasado un tiempo, y con la excusa de una vieja deuda, deciden atacar Castilla, y sitian Castrejón. Alfonso IX, padre de Fernando III, decide abandonar el sitio y volverse a León. El de Lara está en inferioridad numérica, pero aun así decide atacar, y gracias a la posición en alto, gana la batalla. Los castellanos se retiran a las murallas y Álvaro les persigue, acercándose demasiado a ellas. Una piedra le alcanza en la cabeza y se lo llevan herido, así se acaba el sitio de Castrejón

Farah está otra vez de parto, pero esta vez hay problemas, la niña viene de culo, y después de un parto muy largo, la madre muere. Muhammad se queda viudo y con dos hija.

Otoño de 1219, la prometida de Fernando III, Isabel de Suaba llega a Vitoria. Isabel es prima del emperador Federico II, la boda se celebrará el día de San Andrés, en la catedral de Burgos.

Pasan los años, lo más destacable es que Muhammad supera la gran depresión en la que cayó a la muerte de su esposa Farah. A principios de 1224 el Califa muere, se dice que ha sido envenenado por su Visir, un tío-abuelo suyo es nombrado Califa, aunque se rumorea que hay oposición, tanto en Marrakech como en Al-Andalus.

Verano de 1224, una vez pacificado su reino y sus cuitas con el reino de León, con la tranquilidad de un nuevo aliado en el joven rey Jaume I, que había concertado matrimonio con su tía Leonor, decide ir a guerrear al sur, aprovechando que los musulmanes tienen sus divisiones internas.

El nuevo Califa es asesinado, y Al-Adil que se había sublevado en Al-Andalus es nombrado Califa, aunque no toda el Al-Andalus está bajo su poder, en Cordoba el antiguo gobernador de Jaén se proclama Emir.

El Emir pierde Cordoba, Úbeda y Jaén, pero se hace fuerte en su plaza Baeza, y negocia con Fernando III, a cambio de ayudarles a entrar en Al-Andalus, después de la batalla recibirá tierras que administrará en nombre del Rey de Castilla.

Verano de 1225, el emir de Baeza le ha dado a Fernando III las plazas de Andújar y Martos, a las que han llegado muchos castellanos y de las que se han ido algunos musulmanes. Ahora Arjona tiene la frontera mucho más cerca. El rey castellano ha aprovechado el verano para atacar Cordoba y Sevilla, muchas de sus poblaciones han quedado bajo su control.

Los calatravos, avanzados en Andújar, organizan un pequeño ataque sorpresa a Arjona, no quieren pelear solamente destruir. Queman algunas vides y molinos, y cuando intentaban incendiar unos olivos un chaval les sale al paso y golpea con una vara uno de los caballos, el calatravo le clava la lanza en el pecho y se van. El muerto es Faray el hermano pequeño de Muhammad.

Muhammad convence a los arjonenses para que creen un ejército y reparen la rábita que se destruyó cuando él era pequeño. No pueden estar indefensos con en enemigo tan cerca.

La rábita de Arjona hace algunos meses que está restaurada y los cegríes están listos, no para una batalla, pero si para una algara. Es el momento de atacar las tierras cristianas, el incremento de la población producido por el abandono de los musulmanes de Andújar y Martos de sus ciudades, como consecuencia del miedo a las represalias cristiana por  la muerte del emir de Baeza, está a punto de causar una hambruna. Atacan una alquería cerca de Andújar, en la que solo hay campesinos, no hay muertos por parte de los arjonenses y el botín es elevado.

Muhammad se queda, como parte del botín, a una esclava, a la que visita bastante a menudo para calmar sus ardores, su joven mujer Ahisa le amenaza con volver a casa de sus padres, y él le dice que lo que necesita es un heredero suyo antes que un hijo con la esclava Miryam

Los cristianos están aprovechando la inestabilidad musulmana, el hermano del califa se levanta en armas y consigue derrocarlo, pero entonces los jeques que le han ayudado cambian de opinión y nombran califa a su sobrino. Mientras tanto los andalusíes cada vez están más descontentos, entre las algaras y los impuestos a los almohades, les queda poco para vivir.

En el valle del Ricote, Ibn Hud se levanta contra los almohades, y toman la fortaleza. El pueblo lo aclama como nuevo emir y el se proclama seguidor del califa de Bagdad. Después conquista Murcia que se convierte en su capital. Todo Al-Andalus está pendiente de él y de su sublevación.

A finales de 1228 se produce una batalla de andalusíes contra almohades, Abu I-Ala, aspirante a califa, vence con la ayuda del ejército de Fernando III, a cambio de diez fortalezas que Abu I-Ala le donará cuando sea declarado califa.

El califa se va a Africa y vence a su sobrino, pero pasado un tiempo sus partidarios van ganando fuerza, mientras que en la península Cáceres ha caído en manos del leones Alfonso IX, y la rebelión de Ibn Hud va tomando fuerza, después de la derrota de Lorca, a Murcia se le han unido Almería, Málaga y Granada y no siempre por el uso de las armas.

Muhammad ha tenido un heredero, le ha puesto el nombre de Yusuf, como su padre.

Arjona también se levanta contra los almohades, toman el alcazar, el alcaide es mandado al exilio, mientras que el Iman y el cadí se quedan en el pueblo. Cuando los enviados de Ibn Hud llegan a Arjona, se enteran que el cadí no ha sido imparcial, que siempre beneficiaba a los beréberes y lo condenan a muerte. Al iman le envían al exilio

Las cosas no van bien para los almohades de la península, por un lado las plazas de Sabiote y Jódar han caído en manos de los castellanos, por otro Córdoba, Badajoz y Sevilla bajo Ibn Hud, y Mallorca están a punto de caer a manos de Jaume I.

Marzo 1230, en las cercanías de Alange se produce una gran batalla entre el ejército andalusí, que quiere rescatar Mérida, y el leonés. La victoria cae al lado de los cristianos y Abn Hud tiene que huir para salvar la vida. Alfonso IX decide ir a Santiago para dar las gracias al patrón por la gran victoria, enferma por el camino y los médicos no pueden hacer nada para salvarle la vida. Fernando III decide reclamar la herencia de su padre.

Muhammad tiene otro hijo, a este le pone el nombre de su hermano muerto Faray

Primavera de 1231, los calatravos con un gran ejército se dirigen a Arjona, donde los esperan un ejército superior en número pero inferior en armamento, la gran mayoría entrenados en la rábita por Muhammad. El alcaide da el mando del ejército a Muhammad, que lo divide en cuatro partes, lideradas por sus dos hermanos y sus dos tíos. Los calatravos con sus armaduras y sus potentes caballos generan una gran masacre, pero poco a poco los andalusíes se  van imponiendo, y a pesar de la gran mortaldad en su bando, ganan la batalla.

A principios de 1932 cae Trujillo, después de varios días de asedio. El emir Ibn Hud estaba cerca con un numeroso ejército, pero no se atreve a atacar, en el ejército cristiano hay muchos caballeros, mientras que en el suyo la mayoría son campesinos, y al final ordena la retirada hacia Murcia. La estrategia que tantos resultados le dio ante los almohades, no funciona ante los cristianos, el ejército empieza a perder la moral.

En Arjona el viejo Asquilula está moviendo los hilos para que su sobrino Muhammad sea promovido a emir, a pesar que sus hijos inicialmente no lo ven muy claro. En verano de 1232 Muhammad Ibn Al-Ahmar es proclamado emir, bajo el lema: Sólo Dios es vencedor!!!

El rey Fernando III vuelve a soñar con Jaén, en el sueño siempre ve campanas en las torres de las mezquitas, pero este sueño acaba diferente, se ve andando hacia un ataúd, cuando llega a su lado lo abre, y dentro se ve a si mismo.

Sevilla se alza contra el hermano de Ibn Hud y lo expulsa, proclaman a un nuevo emir, Al-Bayi, ha nacido un nuevo reino en Al-Andalus. Carmona se adhiere a la revuelta de Sevilla.

Después de un asedio de seis meses Ubeda cae, en todo este tiempo Ibn Hud no  ha ido a defenderlos,  los ubetenses que abandonan Úbeda piensan en apoyar a Muhammad. Algunos se van a Jaén, pero otros van  a Ganada donde les dejan instalarse en un nuevo barrio extramuros fundado por los emigrados de Baeza, el barrio del Albaicín 

En agosto de 1933 Jaén se somete al emir de Arjona, en estos momentos es la mayor ciudad bajo su mando. Después de Jaén, otras ciudades se adhieren al emirato de Arjona: Jerez del Marquesado, Guadix, Ohanes y Canjáyar.

Una vez más Ibn Hud paga parias a Fernando III para que le ayude con sus enemigos, con un gran ejército sitian Canjáyar, aunque las defensas son muy fuertes y no va a ser fácil tomarlas. Para asediar mejor, la tropa atacante se divide, los cristianos y las tropas de Murcia comandadas por Ibn Hud en un lado y en el otro los musulmanes de Almería. Los sitiados efectúan un ataque rápido que coge por sorpresa a los cristianos y causan grandes bajas, Ubn Hud se escapa.

La humillación de Ibn Hud coincide con la sumisión de Cordoba al emirato nazarí. El emir de Sevilla quiere atacar al emir de Murcia p, a Ibn Hud, pero no tiene tropas suficientes, piensa que si primero vence a Muhammad, juntaron los ejércitos de Sevilla y Cordoba si que puede atacar Murcia.

Muhammad es retado por el emir de Sevilla, Al-Bayi, se enfrentan cerca de Écija, en la valla del rio Genil, a pesar de que el ejército sevillano es más numeroso, el cordobés está mejor preparado y vence en la batalla. Al-Bayi ofrece un pacto a Muhammad, pueden unirse y juntos atacar a Ibn Hud. Al final deciden que si Murcia ataca a uno de los dos, el otro acudirá a defenderlo, y si atacan ellos, y ganan, cada uno se quedará con lo ganado.

Ibn Hud planea atacar Sevilla, cree que después de la derrota de Écija es más débil. En Cordoba se produce un levantamiento orquestado por los antiguos generales que se sienten apartados, Muhammad ha dado el cargo a su hermano y a sus tíos. Muhammad podría atajar el levantamiento, pero decide marchar a Jaén para no pelear contra sus ex súbditos.

Ibn Hud se dirige a Sevilla, cree que con su ejército podrá derrotar a Sevilla y a Carmona, pero no cuenta con que Muhammad se aproxima por el norte, tan pronto como sus espías le han informado que su ejército se dirige a Sevilla, ha decidido cumplir el acuerdo con Al-Bayi. Vence el bando aliado pero no es el fin de Ibn Hud, aunque cada vez tiene menos apoyos.

Asquilula, que se ha convertido en el consejero de Muhammad, le convence de que debe vencer primero a Al-Bayi y después atacar a Ibn Hud, si quieren salvar el Al-Andalus, sólo puede quedar un emir. Pero no atacan a Al-Bayi, le engañan ofreciéndole un matrimonio con una de las hijas de Muhammad y en el momento de firmar el contrato matrimonial, le cortan el cuello. Los sevillanos creen que será un buen emir, y lo aceptan como emir.  Un mes después los sevillanos se levantan contra los nazaries y estos tienen que huir.

En la primavera del año 1235, las tropas castellanas capitaneadas por el propio rey, se plantan en los alrededores de Jaén y saquean la zona. El ejército es demasiado grande para que los andalusíes lo repelan, y demasiado pequeño para intentar tomar Jaén. Muy a su pesar, Muhammad no puede hacer nada.

Los calatravos de Andujar, que han recibido refuerzos, atacan Arjona. Los andalusíes son claramente superados, muchos de ellos caen muertos, los calatravos no tienen piedad, aunque ganen la algara, no pueden entrar en Arjona.

En octubre de 1235, después de dar a luz otro hijo, en este caso una hija que no sobrevivió michos días, Beatriz de Suabia fallece en Toro a la edad de treinta años. Fernando la hace enterrar en Burgos, en el monasterio de las Huelgas.

Muhammad quiere responder el ataque que han echo los calatravos, pero Asquilula le convence que no es el momento, que todavía no lo bastante fuerte como para declarar la guerra a Castilla, que espere, que ya llegará el momento.

Los calatravos de Andujar acogen a tres musulmanes que se ha escapado de Córdoba, a cambio de trabajo y casa se comprometen a ayudarles a atacar Córdoba. Con su ayuda, los calatravos y las milicias de Martos consiguen apoderarse de un barrio y envían un mensaje a Fernando III pidiéndole ayuda. Córdoba pertenece a Ibn Hud, y Fernando tiene una tregua firmada con él, pero decide aprovechar la situación, le devolverá la última paria y atacará la ciudad.

Ibn Hud acude para salvar Córdoba, pero una vez más su indecisión se impone y en lugar de ayudar a los cordobeses divide el ejército en dos, una parte se queda en Écija y la otra se va a Sevilla. Mientras tanto los cordobeses empiezan a pasar hambre debido al asedio, atacan al barrio tomado por los castellanos para romper el asedio, la batalla es muy cruenta, pero al final se imponen los castellanos y los cordobeses se tienen que retirar al interior de la muralla.

Mientras tanto en Arjona nace un nuevo hijo de Muhammad, que llevará el mismo nombre que su padre.

Cordoba no se rinde, Fernando III necesita más tropas para reforzar el asedio y decide aceptar la oferta de Muhammad. Este por seis años de tregua y una parte de las parias que Ibn Hud page acepta ayudar a los castellanos, Cordoba estaba perdida y además había echado a Muhammad. No hay lucha, solo con la presencia del nuevo ejército, los cordobeses se rinden y los castellanos toman la ciudad. Fernando, con su hermano y su hijo, entra por primera vez en la mezquita, la más grande de Al-Andalus y queda maravillado por el bosque de columnas.

Ibn Hud avergonzado por la perdida de Córdoba y por la participación de Muhammad, decide atacar Elvira, en territorio Nazarí. Cuando Muhammad se entera ordena a su caballería, con él al frente, acudir para defender sus plazas. Los dos ejércitos se encuentran, están parejos de hombres, pero en el Nazarí hay mucha más caballería que infantería, y eso desequilibra la balanza a su favor. Están a punto de capturar a Ibn Hud, que tiene que huir, una vez más, dejando tras de sí muchos de sus soldados muertos.

Sams y Mu’mina, las hijas que Muhammad tuvo con Farah se han casado con los hijos de Asquilula, Abd-Allah y Ibrahim, tíos y amigos de la infancia de Muhammed, ahora las dos familias están todavía más unidas.

Ibn Hud es asesinado por el gobernador de Almería en enero de 1238, lo que dará pie a rebeliones en algunas de sus plazas, que ya de por si estaban muy descontentas por la forma de gobernar del emir. Poco a poco las plazas del emirato de Ibn Hud van pasando al emirato de Muhammad, las más importantes Málaga y Granada. Muhammad se traslada a Granada, ciudad que pasa a ser la capital del califato.

Almería ha quedado como ciudad independiente, a manos del gobernador que mató a Ibn Hud, está rodeada por dos emiratos, el de Granada y el de Murcia (gobernado por el hijo de Ibn Hud). Muhammad decide atacarla antes de que lo haga el hudí, después del asalto al arrabal, la ciudad se rinde y pasa a ser una joya más del emirato.

En el verano de 1238 Muhammad ordena la construcción de una nueva alcazaba, en el barrio situado frente al Albaicin, sobre unas ruinas de los primeros ziries, será la nueva al-Hamrá, la fortaleza roja de los Nasr.

Las obras de la alcazaba van avanzando, tiene toda la familia en Granada, pero no todo está tranquilo. Su mujer Aisha tiene relaciones con Kamal el hijo del amigo fallecido de Muhammad; y su hija Sams, casada con Abd-Allah, le anima a que conspire contra el emir.

En verano de 1241 muere el viejo Asquilula, de un ataque al corazón. Hasta el último momento ha sido un fiel consejero de su nieto Muhammad. Su primogénito Ibrahim le sucede en sus cargos, a su hermano Abd-Allah no le va a gustar la noticia, el espera mucho más que ser qaid en el ejército.

Primavera de 1242, el pequeño motín provocado por el ex-alférez del Rey, Diego Lopez de Haro ha finalizado, es demasiado tarde para convocar al ejército este año, pero Fernando III y su hijo Alfonso deciden que el próximo año atacaran a Muhammad.

Al-Dawla tío de Ibn Hud y emir de Murcia pide ayuda a Fernando III, las condiciones que este le impone son muy duras, pero son aceptadas por el emir, pasaran a ser un reino vasallo de Castilla, con los alcázares dominados por las tropas castellanas. Corre la primavera de 1243, ya solo queda el emirato de Granada, Muhammad está solo frente a los cristianos.

Muhammad ataca Andujar y causa muchos daños, aunque no conquista la plaza, en represalia Fernando III ataca y toma Arjona, la ciudad natal de Muhammad.

Invierno de 1245, en una fiesta que organiza Muhammad, dos hombres mueren envenenados por el vino, que iba destinado al emir. No pueden demostrar nada pero sospechan de su hija y su marido, el emir los envía lejos a gobernar una de los posesiones de los Asquilula.

Las algaras entre cristianos y musulmanes se incrementan, asolando los campos y generando hambrunas. Aisha aprovecha uña caravana de aprovisionamiento a Jaén para huir con su amado Kamal.

Antes de finalizar la temporada guerrera, Alfonso III decide atacar Jaén, considera que está bastante madura para tomarla. La ciudad no cae, pero el rey castellano no se retira al acabar el verano, esperará hasta que la ciudad caiga o se rinda por hambre. Kamal y sus tropas hacen un intento contra uno de los campamentos cristianos, aunque se cobran muchas vidas, el ataque no sirve para romper el cerco.

Finalmente Muhammad decide negociar una paz con Castilla, una paz de veinte años a cambio de un vasallaje a Castilla y unas parias anuales. El rey Fernando III acepta, con la entrega de la ciudad se cumple un sueño que ha tenido desde niño, Jaén está finalmente en sus manos. Con Cordoba y Jaén en sus manos, y Granada, Málaga y Almería en las de su vasallo, solo queda Sevilla, a ella dedicará todos sus esfuerzos a partir de ahora.

Con la caída de Jaén, le entregan a Aisha y Kamal, su primera intención es matarles, pero al final les deja partir, siempre que mantengan una doble vida, él hará correr el bulo que ella ha muerto de una enfermedad y él en una de las salidas para defender Jaén.

Cuando regresa a Granada les explica a sus hijos la muerte de su madre y los motivos por los que ha cedido Jaén. La dinastía Nazarí tendrá la paz necesaria para consolidarse

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea tu sitio web con WordPress.com
Empieza ahora
A %d blogueros les gusta esto: